Envíos Gratis a partir de 70€ 

Bancos de Fitness

Establecer dirección descendente

5 artículo(s)

  • MULTI GYM CON CUBIERTA - BMG-4700TBRCP

    MULTI GYM CON CUBIERTA - BMG-4700TBRCP

    Precio Habitual: 644,95 €

    Special Price 449,95 €

    Sin existencias

  • MULTI GYM SIN CUBIERTA - BMG-4202BRE1

    MULTI GYM SIN CUBIERTA - BMG-4202BRE1

    Precio Habitual: 363,95 €

    Special Price 283,95 €

    Sin existencias

  • BANCO FITNESS - PERFECT CORE CON DVD - BSB-227BRRW-R

    BANCO FITNESS - PERFECT CORE CON DVD - BSB-227BRRW-R

    Precio Habitual: 198,95 €

    Special Price 139,95 €

  • BANCO DE ENTRENAMIENTO PARA PESAS - BSB-596R-M

    BANCO DE ENTRENAMIENTO PARA PESAS - BSB-596R-M

    139,95 €

    Sin existencias

  •  Banco para Levantamiento DE Pesas PLEGABLE-BODYSCULPTURE BW-3230BR

    Banco para Levantamiento DE Pesas PLEGABLE-BODYSCULPTURE BW-3230BR

    264,95 €

Establecer dirección descendente

5 artículo(s)

¿Por qué es bueno hacer ejercicio en casa?

Tanto si has decidido que quieres perder peso en casa como si tu objetivo es tonificar, a continuación te vamos a mostrar los principales beneficios que tiene entrenar en casa para tu cuerpo:

  1. No tienes que preocuparte por tu aspecto cuando vayas a entrenar. Muchas personas gastan mucho tiempo pensando en qué ponerse para ir al gimnasio, peinarse y organizar su bolsa de deporte. Si entrenamos en casa, no nos preocupará si vamos despeinados, llevamos la misma camiseta que ayer o incluso podemos ejercitarnos con menos ropa de la permitida en un lugar público.
  2. Ya no tienes dudas sobre qué máquina usar y cómo. Salvo que seas experto en fitness o estés trabajando con un entrenador personal, es probable que no sepas exactamente cómo trabajar con la multitud de máquinas que hay en el gimnasio. A menudo la gente termina perdiendo mucho tiempo resolviendo sus dudas sobre qué hacer y cómo hacerlo. Si entrenas en casa con un entrenador virtual o tutoriales en vídeo, todas las instrucciones están ahí y vienen con una definición clara de por qué estás haciendo ese ejercicio en particular. El entrenador te habla directamente para que sepas cómo y qué debes sentir en cada movimiento. Con un entrenamiento en casa, sabes que el tiempo y el esfuerzo que estás poniendo en tu ejercicio te llevará a obtener los resultados deseados.
  3. Ahorras dinero. Quizá la ventaja más obvia es que si entrenas en casa no vas a tener que pagar tu cuota del gimnasio y, por lo tanto, vas a ahorrar dinero. Está claro que entrenar en casa también supone una inversión para comprar equipamiento, pero será una sola vez. Calcula cuánto cuesta la cuota anual de tu gimnasio y lo que puede costar el equipamiento para ejercitarse en casa. Seguramente con la cuota de uno o dos años de gimnasio puedas montar un gimnasio en casa bastante decente. Además, también vas a ahorrar dinero en gasolina, ya que no tendrás que desplazarte para hacer ejercicio. Tampoco tienes que gastar dinero en una bolsa de deporte ni ropa porque al entrenar en casa cualquier camiseta o sudadera vieja te servirá.
  4. Evitas distracciones y te centras más en ti mismo. En casa no tendrás las distracciones que puedes tener en el gimnasio y podrás encontrar motivación para entrenar en casa cada día. Puedes centrarte más en ti mismo para asegurarte de obtener los máximos resultados. En el gimnasio hay muchos elementos distractores, sin contar con que a veces debes esperar para usar alguna máquina y tu tiempo de descanso depende de otros. Por ejemplo, si estás compartiendo una máquina, tu tiempo de descanso dependerá de lo rápido o lento que la otra persona complete sus repeticiones. Lo ideal es estar centrado en tu ejercicio y no tener que preocuparse por si los demás te miran fijamente a la espera de que termines tus repeticiones.
  5. Ahorras tiempo. El tiempo es realmente valioso, especialmente en este mundo tan acelerado. Entrenar desde casa puede ahorrarte mucho tiempo. No tienes que preocuparte por el trayecto al gimnasio ni el tráfico que te puedas encontrar. No tienes que compartir máquinas ni esperar a que nadie termine su ejercicio para comenzar el tuyo. No tienes que debatir si ducharte en el gimnasio o en casa porque directamente lo harás en casa.